Mordazas.

El gobierno quiere  que el banco central europeo financie a Bankia, después de haber metido la pata hasta el botón del tirante.

El BCE dice que nanay.

Todo el arco parlamentario anda pidiendo explicaciones a Rajoy y pidiendo que comparezca en el Parlamento.

El gobierno dice que nanay.

La prima de riesgo supera de largo los 500 puntos.

El gobierno no dice nada.

Este gobierno ni comparece, ni explica, ni admite preguntas.

Es como Franco pero sin programa, sin ideas, y sin futuro.

Un parlamento inexistente se queda de brazos cruzados mientras las cotas de silencio se elevan a la categoría de escándalo.

Desde 1978 no se había asistido en este triste país llamado España a tal demostración de desprecio a una cosa que se llama Parlamento y otra mucho más importante que se llama ciudadanía.

 

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Dando el Espectáculo. Guarda el enlace permanente.