Liszt y los consejos. ( “Cartas de un artista” ) . – I –

Notas a vuela pluma sobre Liszt, que les traslado.

Esta forma de escribir tan antigua…Liszt nos adoctrina sobre música; en sus reflexiones se sitúa en el pedestal del que sabe y nos riñe. Podrá tener razón, y aparenta un tremendo enfado, y se nos eleva a las nubes para denostar a los que ningunean a los músicos…

Y una se queda como estaba. Claro que era el tono que en pleno romanticismo se llevaba, pero aun así, qué cansancio de trascendencia, qué aburrimiento de regiones elevadas…

Creo que después de estas moralinas que no me interesan nada, llegan lo que son las cartas propiamente dichas; mucho me temo que me voy a terminar saltando los sermones; a ver si en lo concreto dice algo.

Y pienso en la paradoja; este aburridísimo consejero me parece un músico genial. De exquisita sensibilidad y delicadeza expresiva.

Igual al componer se le olvidaban los consejos…

 

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Literarismos, música. Guarda el enlace permanente.