Mary Ann Clark: “Cuando acabe el invierno”.

Este brevísimo libro de Mary Ann Clark, cuando acabe el invierno,  es una delicia.

Una levedad, un tono menor. Cuenta una historia de vida desde una aplastante sencillez; apenas silueteando dos, tres hechos importantes en la vida de la protagonista. Con un lirismo poético que demuestra que la prosa también se puede convertir en un poema en el alto sentido del término.

El argumento es tan simple como la vida de una mujer que ha visto morir a su familia en la II Guerra Mundial y a su compañero en una de las guerras absurdas de nuestro tiempo. Pero lo que narra es el renacer de una persona: su victoria frente a la desolación y las pérdidas.

Y esto se narra en apenas cien bellísimas páginas, que les recomiendo a ustedes de corazón. Porque cumple la función de los buenos libros: uno cuando los acaba es mejor que era.

 

 

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Literarismos. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Mary Ann Clark: “Cuando acabe el invierno”.

  1. Sí, estos son los libros que te hacer ver que la vida merece la pena.

    Me gusta

  2. De esta autora he leído el libro que ha publicado Periférica antes que este: “Una biblioteca de verano” y es también una preciosidad, una joya cortita (en páginas) pero grande en contenido. Esta autora escribió varias novelas cortas, pequeñas autobiografías, que fue publicando en diversos momentos, utilizando además varios seudónimos, razón por la que su obra parece que está un poco dispersa. Periférica ha empezado ahora a publicar sus novelas. La primera ha sido la que te comento, y esta que comentas tú es la segunda. Espero que siga sacando más.

    No he leído “Cuando acabe el invierno”, pero lo haré segundo porque me quedé con muy buen sabor de boca.

    Gracias por la reseña y un saludo!

    Me gusta

  3. Sólo con esta frase me ha ganado este libro, seguro además, Te transcribo: “Con un lirismo poético que demuestra que la prosa también se puede convertir en un poema en el alto sentido del término.” Y esa dirección es la que me interesa. Además, si esto sucede en un libro traducido, es que tiene un valor añadido: el trabajo del traductor@

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.