José Luis Parra saliendo del olvido. Presentación en Librería Rafael Alberti.

Presentacion ParraVoy a la presentación de libros de un poeta que era hasta hoy desconocido para mí. Es en la Librería Rafael Alberti, el poeta se llamaba –porque murió el año pasado- José Luis Parra, y lo presentan el editor de Pre-Textos, Manuel Borrás y el escritor José Cereijo además de la propia Susana Benet, que es quien me invitó al acto.

Son dos libros suyos los que se presentan, Inclinándome, de editorial Pre-Textos y, Cimas y abismos, de la editorial Renacimiento.

No sé nada, no sabía nada, repito de José Luis Parra. No he querido buscar nada en la Red, desconozco su poética, también si perteneció a alguna llamada Generación literaria, ni qué tipo de lírica desarrolló.

Charlo apenas unos minutos con Susana Benet; conmovida por el acto. Un acto íntimo, de amigos que sí conocían al poeta. Susana comienza su charla y nos habla de su generosidad, de su sencillez, de su hondura. Manuel Borrás nos explica el sentimiento de injusticia acerca del desconocimiento de sus escritos, le define como alguien fuera de los círculos habituales de poesía, a trasmano de movidas sociales o de artificios. Cereijo es el –en mayor medida- encargado de ofrecer la lectura de sus poemas.

Ahí descubro su mundo: tan hondo, tan aquilatado, tan terso. Tan en recoleta intimidad. Tan profundamente humano. Me seduce el recital, me deja en la gravedad de la voz desgranando sentimientos que tocan piel.

Cuando termina el acto me acerco a Borrás porque en su charla se ha quejado de algo que hace daño escuchar pero que es cierto: el abandono que los medios oficiales de comunicación tienen hacia lo que no consideran institucionalizado. Es decir: la invisibilidad por omisión.

No había prensa Institucional en el recital. No saldrá en portada del País, el Mundo, ABC. Esto lo digo yo, no Borrás. Pero es así. Lo que no se nombra no existe.

Le digo que lleva más razón que un santo. Hablamos de la poca o nula distribución de la poesía en librerías. Me habla de que cuando un editor intenta arriesgar en sus publicaciones de poemarios termina prácticamente desamparado. Su frase: “Lo fácil es editar a Virgilio” – o a cualquier otro sacrosanto, vaya- me hace pensar.

No quiero estorbarle más, le digo simplemente que hablaré aquí del acto y haré crítica de estos dos libros.

Beatriz Blanco. Asistentes.Y me iba pero Beatriz Blanco me para. Alegría de ver a alguien que aprecio. Charla larga, sus proyectos, los míos, sus poemas hechos canción en el último disco de Pablo Guerrero. Le prometo comprarlo; por ella y por él. Le digo que para mí Pablo Guerrero es un mito de mi adolescencia. Se ríe. Yo me sonrío. Lola Larumbe me presenta a Borrás con palabras demasiado generosas y Borrás le dice que “ya nos hemos conocido”; también con palabras en exceso generosas.

A la salida caigo en la tentación y me llevo otros libros. Pero de eso ya hablaré otros días.

Una buena tarde en compañía de un poeta al que retornar.

 

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Literarismos. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a José Luis Parra saliendo del olvido. Presentación en Librería Rafael Alberti.

  1. Lo que no se cuenta no existe… Destino de la poesía, que es el mismo destino de los susurros en mitad de un vendaval.
    Emocionante reseña, Alena.

    Me gusta

  2. Muchas gracias, Alena. Tanto por asistir, como por dedicar un amplio espacio de tu blog a nuestro homenaje. También por ayudar a difundir el nombre y la obra de un poeta que, siendo muy grande, todavía no ha recibido el reconocimiento que se merece. Y eso es sólo posible si se leen sus poemas y se descubre su talento. Fue muy agradable poderte saludar de nuevo en Madrid. Gracias.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.