La indefensión del lector. Julieta Valero, “Que concierne”.

 

María Salgado dice en el epílogo de este libro que “siempre me ha encantado  cuando el sonido Valero entra en la isoglosa de John Ashbery , es decir, cuando aparecen estas frases de sintasis intachable pero oblicuidad semántica pronunciada y se van acumulando por yuxtaposición”.

Toma ya.  De verdad que si para explicar de qué va un libro hay que escribir una pedantería de este calibre reconozco que servidora-de nadie- no epilogará ni prologará jamás de los jamases a nadie.

Una, yo, no sabe qué carajo es una isoglosa. Y a servidora de nadie Ashbery le suena muy de lejos.

Pero se ha leído una serie de textos en los que ha intentado entrar con toda la buena fe del mundo porque una-yo- empieza a leer siempre con buena fe.

Y no ha entendido nada. Humildemente lo digo. Bueno sí, ha entendido un lenguaje que juega a significar otra cosa de lo que dice, un montón de palabras una detrás de otra que no guardan un significado. Es decir: que no se sabe de qué está hablando Valero, para ser clarita. Que se refiere así como en ecos lejanísimos a cierto tipo de actualidad pero que vaya una a saber si es eso o nos está hablando de su gato. Que desde luego poemas no son ni de lejos, que como prosa poética podría asimilarse a eso que ahora se llama poesía de la experiencia pero que si una se hubiera enterado de qué quiere decir en cada texto pues igual tampoco es eso.

A mí me parece en opinión subjetiva, una tomadura de pelo. Qué quieren que les diga. Un libro escrito para amiguetes que palmeen a Valero explicando lo adelantada y vanguardista que es, y para que cuando alguien como yo diga que no ha entendido repajolera cosa del tal, la puedan decir a Valero que “ los genios siempre son unos incomprendidos”.

Pues será. Pero a mí me parece una empanada mental considerable.

Yo no sé para quién ha publicado Julieta Valero este libro: sé que hay libros como este que acercándote con la mejor voluntad sales de ellos con la sensación de estar indefensa ante productos propios de alguien que no tiene nada que decir y se dedica a escribir frases a ver si cuelan.

Pues no. No cuelan.

 

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Literarismos. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La indefensión del lector. Julieta Valero, “Que concierne”.

  1. Ana Garrido dijo:

    Yo tampoco sé lo que es una «isoglosa». Así, de pronto, me suena a insulto: «eres un pedazo de isoglosa». Vivo sin vivir en mí. Me voy al diccionario.

    Le gusta a 1 persona

Los comentarios están cerrados.