«El mundo según Mark». Lively amable y predecible.

Sirva esta entrada de nota breve, casi no es una reseña, sobre el libro de Penelope Lively, El mundo según Mark.

Con una excusa banal como argumento, conocemos a Mark, biógrafo literario embarcado en escribir la biografía de un autor secundario, del que se conoce casi nada. Con este pretexto, el protagonista a través de sucesivos conocimientos de diversos personajes, en el que la figura central es la nieta del escritor, se embarca en una serie de aventuras y sobre todo desventuras, reflexiones sobre su propia vida, su matrimonio con Diana, otro personaje esencial en la novela, y la autora aprovecha para en boca del propio Mark ofrecer algunas ideas sobre la novela, la verdad, la mentira, los puntos de vista y el hecho de que, en realidad no conocemos realmente al otro.

A mí, a pesar de que tiene escenas deliciosas, pasajes divertidos, una descripción muy costumbrista y hasta pintoresca del ambiente, como novela me ha decepcionado. El final es absolutamente predecible, y de hecho los presuntos “desvíos” del biografiado no pasan de ser historias amorosas como las que le suceden a Mark.

Esperaba más de este libro. Reconozco que es entretenido, que es perfectamente leíble, que se hace ameno, si bien no durante todo el relato, y que se pueden pasar unos días amables en el mundo que pinta la autora. Pero a las novelas, y a la literatura en general, les pido algo más; al menos perdurabilidad. Y esta novela no lo es. Es una más de las muchas que se han escrito sobre el tema del amor, de los desencuentros y de la falsedad y realidad de lo que somos verdaderamente.

Acerca de alenar

Alena Collar. Periodista. Escritora. Madrileña.
Esta entrada fue publicada en Literarismos. Guarda el enlace permanente.